J.K. ROWLING ACUSADA DE TRÁNSFOBA POR SU ÚLTIMO LIBRO

Si hablamos de polémicas, este 2020 está siendo uno de los peores años para J.K. Rowling. Después de que el pasado mes de junio la escritora británica, conocida por las novelas de Harry Potter, fuera acusada de trasnfobia por miles de usuarios de las redes a raíz de unos mensajes diferenciando a las mujeres nacidas con órganos femeninos de las que no, ahora vuelve a enfrentarse de nuevo a la etiqueta de insensible con el colectivo por su última novela.

Troubled Blood (Sangre perturbada), que se estrena este martes, es la quinta parte de la saga sobre el investigador Cormoran Strike, publicada con el sobrenombre Robert Galbraith. Debido a la repercusión de la serie de novelas y a que cuenta ya con su propia adaptación como serie de HBO, en las últimas horas The Telegraph ha publicado una crítica como adelanto que ha enfurecido a muchos fans por lo que desvela sobre la trama y su villano, una persona trans.

De acuerdo con lo que recoge la pieza del citado medio británico, el malo de la nueva ficción de J.K. Rowling en su último trabajo es descrito como “un asesino en serie que se viste de mujer para aprovecharse de sus víctimas” y la moraleja sería que “jamás hay que fiarse de un hombre vestido de mujer”.